Chevron y Microsoft preparan tecnología para capturar carbono

El proceso impulsado por empresas como Chevron y Microsoft está diseñado para generar emisiones de carbono negativas netas, eliminando los GEI de la atmósfera

La petrolera Chevron junto con Schlumberger, New Energy, Microsoft y Clean Energy System desarrollará un proyecto de bioenergía con captura y secuestro de carbono (BECCS, por sus siglas en inglés) con el fin de producir energía con carbono negativo en California.

De acuerdo con un comunicado, las compañías explicaron que el combustible de biomasa consume CO2 durante su vida útil para producir energía; luego, el CO2 producido se almacena de forma segura y permanente.

En ese sentido, el proceso está diseñado para generar emisiones de carbono negativas netas, eliminando los gases efecto invernadero (GEI) de la atmósfera.

Asimismo, se espera que cuento la planta entre en operación, se eliminen alrededor de 300 mil toneladas de CO2 al año. Ello equivale a las emisiones derivadas del uso de electricidad de más de 65 mil hogares en Estados Unidos. Además, se estima que el proyecto genere hasta 300 puestos de trabajo de construcción y 30 puestos de trabajo permanentes.

Abordar los desafíos del Cambio Climático

Al respecto, Bruce Niemeyer, vicepresidente de estrategia y sostenibilidad de Chevron indicó que el proyecto está alineado con su enfoque de inversiones en tecnología baja en carbono para emitir soluciones comerciales.

“Esperamos aprovechar nuestra experiencia trabajando en California, construyendo proyectos que pueden repetirse y operando operaciones de captura y almacenamiento de carbono a gran escala”, agregó.

En tanto, Scott Guthrie, vicepresidente ejecutivo de Cloud + AI de Microsoft aseveró que hay una gran oportunidad para usar tecnologías de nube en el sector energético y así ayudar a acelerar la transformación digital de la industria.

“La innovación a esta escala se acelera gracias a nuestra sólida relación; ya que trabajamos juntos para ayudar a proporcionar un medio ambiente limpio y sostenible para las comunidades locales”, subrayó. 

Por su parte, Ashok Belani, vicepresidente ejecutivo de Schlumberger enfatizó que este proyecto es un ejemplo revolucionario.

“Estamos diversificando nuestra cartera de proyectos con asociaciones en mercados y geografías seleccionados; donde las políticas y regulaciones existentes pueden hacer que los proyectos sean atractivos hoy en día”, destacó. 

Finalmente, Keith Pronske, presiente y CEO de Clean Energy Systems dijo estar complacido por tener socio sólidos que se unan a los esfuerzos para abordar los desafíos del Cambio Climático; mejorar la calidad del aire en el Valle Central; y hacer una contribución a la economía local.